26 feb. 2011

AVELINA XXXVIII/Look para salir por la tarde y reedito

¡Hola! La semana que viene tenemos un montón de sorpresas ya que estamos de celebración. Besitos
Avelina es mi novela.
Si quieres conocer a Avelina pulsa AQUÍ


Me desperté a las doce y eso que nos acostamos relativamente pronto, ya que tras una copas y una buena conversación decidí retirarme, llamé a mi hermana que todavía dormía.


-Buenos días.
-Jo, tengo sueño.
-¿No eras tú la que quería ir a un curso de cortar jamón?
-Sí, pero no había planificado salir hasta las tantas.
-Sí nos fuimos a dormir a las cuatro.
-Tú te fuiste a dormir a las cuatro. Yo me he acostado creo que a las siete.
-¿Y eso?
-Charo y yo decidimos compartir taxi y al final fuimos a tomar la última.
-Bueno pues duerme hasta el último momento yo vendré a casa a buscarte dentro de un rato.
-Vale.


La verdad es que todavía podía dormir un buen rato, el curso era a las cinco y podíamos pasar del plan de ir a comer primero y luego ir al curso. Así que decidí prepararme un brunch para uno. Me haría por lo menos medio litro de zumo de naranja natural, unos huevos, bacon, salsichas, champiñones y tomate fritos,tostadas y un buen té.  Un desayuno inglés. Me faltaban varios ingredientes así que decidí salir, me puse cualquier cosa, me tome un café con leche en el bar de abajo,y así recupere parte de mi integridad.

Hacía un día precioso, me puse en el lado de la calle donde pegaba el sol y me dieron ganas de tumbarme a tomar el sol. Tal vez subiré a la azotea cuando llegue a casa , pensé. Pensamiento que luego no cumplí.

 Pasé por delante de una floristería, que bonita se veía , tenía la calle invadida de cubos todos ellos llenos de flores, me dieron ganas de comprar unas flores y así lo hice, compre un ramo de varios tipos de  flores todas naranjas, sin duda es un color que da energía y quedaría muy bien en la mesa del comedor para mi brunch. Una vez lo tuve todo, me invadió un cansancio pasajero que decidí ignorar, me armé de valor, llegué a casa preparé la comida, coloqué las flores, abrí las ventanas y disfruté hasta la última gota de aceite que había en mi plato, por si acaso no eran suficientes grasas había untado las tostadas con abundante mantequilla.

Una vez hube terminado me quedé redonda y muerta de sueño, coloqué el sillón cerca del ventanal del balcón para que me diera el sol y por si me dormía puse el despertados a las tres y media, y menos mal que lo hice por que me quede roque. 


Recogí a mi hermana de casa de mis padres, menos mal del maquillaje, yo por lo menos tenia mejor pinta que Ángeles, cogimos el metro.


-Qué sueño tengo.-Dijo mi hermana.
-No me estraña. Yo estoy un poco cansada pero me he hecho una siesta al solecito estupenda.
-Qué suerte, no veas Charo que marchosa, me lo pasé en grande, conoce a un montón de gente, fuimos a una discoteca y entramos gratis, bailé una barbaridad y me presentó a un chico más guapo.
-Un nuevo amor.
- No es de esas bellezas que mejor observarlas como si estuvieran en un escaparate, perdió casi todo su encanto cuando hablé con él.
-¿Qué pasa era tonto?
-No, era un chulo, pero no daba la impresión de tonto más bien de imbécil.
-Que no es lo mismo.- Nos echamos a reir.
-No, no es lo mismo. Aún así me divertí con él. Me recordó a aquel pretendiente que tuviste que dijo que eras una mujer lorquiana.
-Menudo flipado. No me acordaba de él, si te soy sincera siempre anima que alguien te vea como una mujer de carácter, ¿no?
-Supongo, este es un imbécil, pero no se.
-No me digas que ahora te gustan los imbéciles.
-No, pero si me gusta tendremos que dejar de llamarle imbécil, de todos modos no creo que le vuelva a ver, no nos dimos dato alguno.
-No me hace ninguna ilusión que salgas con un imbécil, pero seguro que si le preguntas a Charo ella te lo localiza en un santiamén.
-No se me lo pensaré, había algo en él que me gusto, pero recuerda que he sido yo la que le ha calificado de imbécil.
-Tienes razón, no comprendo que seamos hermanas.
-¿Por?
-Creo que nunca me ha gustado un imbécil.
-Más de uno, pero tú no te has dado cuenta de que eran imbéciles.
-Igual tienes razón.
-La tengo, menos mal que por lo menos ahora sale con un chico de los buenos.
-¿Tú crees?
-Sí pinta bien este Toni, a mí me cae bien.
-Qué guay.

Llegamos al sitio, era un local peculiar, estaba  todo dispuesto para las clases en cada mesa había un jamón, las mesas eran de acero inoxidable, era más de lo que yo me esperaba, creía que saldría el profesor y nos explicaría lo necesario para ser un buen cortador, como coger el cuchillo, el grosor de los trozos a cortar...pero había clases prácticas y todo, me pareció fantástico, así que preguntamos que debíamos hacer y nos explicaron que localizáramos nuestra mesa, había letreros donde se indicaba cual nos correspondía, éramos unos cinco por mesa, empezaba a cuadrar lo de un jamón por mesa. Localizamos nuestra mesa y nos sentamos a esperar al resto de los alumnos, o por lo menos ver quien se sentaba con nosotras. Cuando ya estábamos todos, llegó el profesor, con su uniforme de cortador, nos dieron un delantal por persona. La gente que se sentó con nosotras parecía maja, había dos hombres y una mujer, más o menos de mi edad, uno de los hombres era especialmente guapo, y pensé tal vez Ángeles supere lo del imbécil y le guste este. Que raro es cuando tienes novio y ya no miras a los desconocidos guapos como posibles pretendientes. Al principio de cada relación tienes una sensación rara, como de aceptación de la realidad que estás viviendo, tal vez para los demás, simplemente has conocido a alguien y sales con aquella persona, pero para el que lo vive, tiene dos realidades paralelas aquella en la que piensa en que no se sabe lo que puede pasar y la otra en la que empieza a asumir que esos momentos que está viviendo, tal vez se convertirán en su rutina diaria. Es la continua lucha interna por no dejarse llevar del todo, para que después no existan decepciones, sí a uno lo dejan, siempre he tenido ese miedo supongo que es fácil deducir que sí nunca he tenido éxito en mis relaciones de amor, normal que me cueste creer que la actual es la definitiva, es mejor dejar preparada la retirada.

-Venga Avelina te toca cortar.
-No, mejor empieza tú que no he escuchado nada.-Lo dije flojito para que el resto no me oyera, y mi hermana como buena hermana me cubrió. La verdad es que no se le daba mal lo de cortar jamón, así si Papá compraba uno, tendremos cortador oficial, pensé. Cuando ella terminó, lo intenté yo y no me fue del todo mal. Se acercó el profesor.

-No está mal, pero debe intentar hacer el corte más recto, sino el jamón se deformará.
-Ah sí, perdone.-Le dije.
-No se preocupe para algo ha venido a aprender.
-Gracias. - Me sonrió.

El curso estuvo muy bien, yo no aprendí mucho, pero me lo pasé muy bien, al final mi hermana se fijó en el guapo, lo cual me extrañó ya que en gustos para los hombres nunca nos habíamos parecido estuvo hablando con él un buen rato, el momento de la cata de jamón estuvo genial, a las 10 ya no podía con mi alma y decidí retirarme, cuando llegué a casa me encontré  a Toni en la entrada, le miré con cara extraña.

-¿Qué haces aquí?
-He venido a probar suerte.
-No te entiendo.
-He pensado, si Avelina cumple con su palabra, volverá pronto a casa y si así lo hace, seguro que me invita a pasar.
-Bien pensado.

19 comentarios:

  1. si es que toni es muy listoooo!!! ;)

    xoxo

    another woman

    ResponderEliminar
  2. Que mono Toni! jaja esperemos que sea la definitiva para Avelina!
    ^^

    ResponderEliminar
  3. Vaya con TOni! Aparece en el momento justo jajaja Un curso de esos voy a tener que hacer yo, que desgracio jamones como nadie jajaja BESOS!

    ResponderEliminar
  4. Que elegante el look,los zapatos son una monada,feliz finde guapa,un besin

    ResponderEliminar
  5. qué look más lady y elegante! me encanta! :)

    ResponderEliminar
  6. me encanta ese conjunto que nos has propuesto!!!Soy muy de nude y rosa palo y los zapatos perfectos!!
    Por cierto enhorabuena por tu novela!! me había quedado muy parada diciendo y esto?? hasta que he leído el principio del post!!! seguiremos pendientes de como continua!!!!
    besos y buen finde!!
    http://blackshoess.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  7. Holaaaa! Me ha gustado mucho el capitulo de hoy! Este Toni me encanta! Y lo del curso una pasada, me ha gustado la reflexión de cuando se empieza a salir con alguien, besos!


    P.d gracias a todas por pasar!

    ResponderEliminar
  8. me encanta el outfit, sobre todo la falda, Besos y buen finde

    ResponderEliminar
  9. El look es muy bonito y tu novela aún más :)
    Un besito

    ResponderEliminar
  10. Me gusta!!
    Y del look, que pasada de zapatos!!
    un besazo!

    ResponderEliminar
  11. Ja ja qué hambre me ha entrado entre el brunch y el jamoncito!
    Me ha hecho mucha gracia la conversación de Avelina y su hermana sobre los imbéciles!

    ResponderEliminar
  12. Qué bonito el look, me encantan los zapatos!!

    ResponderEliminar
  13. Gracias por pasaros y gracias por leer Avelina. Feliz finde. Besitos.

    ResponderEliminar
  14. Hola guapa! que bonito look :D los taconazos me han encantado. Ya vais ha hacer el aniversario?? sí que pasa rápido el tiempo! si es que no nos damos cuenta y el tiempo vuela

    besitos♥

    ResponderEliminar
  15. Pero qué detallista que es Toni, sabe estar dónde y cuando debe. Qué bien te ha venido, eh, Avelina?
    Un saludito!

    ResponderEliminar
  16. Me gusta mucho el look... pero el texto!!
    Quiero saber que pasa!! Sube Toni?? Toman algo? Un beso!

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios